martes, 17 de julio de 2007

Death and Rebirth

Me llamo Cayo Calígula.

Soy un perro de dudosa raza y mi nombre proviene de dos de los personajes más representativos de la historia de la humanidad: Cayo Bermúdez y Cayo Calígula, encarnado en el cine por nuestro amigo y asiduo lector, Malcolm McDowell, al que tal vez recuerden por películas como La Naranja Mecánica.


El objetivo de este blog, basicamente, es la nada. Y como la nada filosófica es gay y yo no, entonces hablemos de la nada. Y punto.
Estuve trabajando en una antigua editorial pero ahora estoy produciendo con mi propia perrera: Cayo Records. No me preocupo, lo pago con mi Mastercard!

6 comentarios:

Martín dijo...

falsos profetas. el verdadero cayo se ha pronunciado antes su asquerosa blasfemia:

http://cayolegei.blogspot.com/

Cannabicus Prime dijo...

Martín dice (01:01 p.m.):
ustedes son la iglesia
huevas
la gente entra a su blog porque es nuevo
pero a ver si siguen entrando
en dos semanas hablamos

posición que habla por sí misma. con sofismos, falacias y envidias, el viejo opresor se hace presente en nuestras vidas.

cayo está decepcionado con el comportamiento de su amo. podemos decir que le falta ojete en su vida.

Aia Paec dijo...

Y ese fariseo? Arderá en los sótanos del infierno, junto a los sodomitas.

Martín dijo...

haha, mauricio, ya parece vladi guardando conversaciones privadas. bien, pues, no esperaba menos de ti.

Cannabicus Prime dijo...

y no esperábamos mejor acogida que la tenido hasta ahora para este blog, SALVE CAYO!

Anónimo dijo...

Este es el inicio, de PM, el blog; ¿Cuando regresan?